bajar de peso

¿Por qué se tarda tanto en bajar de peso?

¿Tiene dudas sobre la Fentermina?
¡Échele un vistazo a la guía definitiva de la fentermina para perder peso!

¿Ha sentido alguna vez que no consigue los resultados de pérdida de peso que espera? O que se merece, dado que ha invertido mucho tiempo y esfuerzo en llevar una dieta saludable y hacer ejercicio. Cuando se esfuerza tanto en bajar peso, es realmente frustrante no ver el resultado en la balanza. Las expectativas no realistas que promueven las revistas y las redes sociales empeoran la situación. Entonces, ¿por qué se tarda tanto en bajar de peso? A pesar de la presión social de bajar de peso en un abrir y cerrar de ojos, perder peso de forma gradual es la forma más saludable y estable de adelgazar. A continuación hablaremos de por qué se tarda tanto en bajar de peso, y además le daremos herramientas para hacer frente a los problemas que puedan surgir en el proceso.

4 razones por las que se tarda tiempo en bajar de peso

¿Por qué se tarda tanto en bajar de peso? Todo se resume en razones biológicas.

Cuando usted (o su médico) decide que debe bajar unas libras, puede restringir las calorías o ir al gimnasio directamente, pero el cuerpo necesita tiempo para empezar a cambiar. Dado que el cuerpo está hecho para sobrevivir, el funcionamiento estándar es aferrarse a la grasa como fuente energética. Como consecuencia, perder mucho peso en poco tiempo resulta muy difícil, ¡y mantenerlo incluso más! Aquí tiene una breve explicación sobre las razones habituales por las cuales se tarda tanto enpor qué se tarda tanto en perder peso, hombre bajar de peso.

1) El cuerpo retiene la grasa

Se trata de una realidad muy frustrante tanto para los que están a dieta como para quien le gusta cuidar el cuerpo en general: nuestro cuerpo retiene grasa de forma natural como fuente energética.

Hace miles de años, esta era la estrategia del cuerpo para asegurar la supervivencia. Cuando no sabe cuándo volverá a comer, la capacidad de almacenar grasa como fuente de energía extra, le garantiza la salud incluso cuando no cuenta con comida. Sin embargo, a día de hoy, el exceso de comida está bastante más presente que la falta de la misma. Nuestro cuerpo aún tiende a almacenar grasa como táctica de supervivencia, pero teniendo en cuenta nuestro estilo de vida actual, se trata más de un inconveniente que de una ventaja. De acuerdo con datos del año pasado, más de un tercio de la población estadounidense adulta es obesa y otro tercio tiene sobrepeso.

¿Por qué se tarda tanto en bajar peso? Dado que nuestros cuerpos tienden a retener grasa, la biología juegan en nuestra cuenta, ya que trata de luchar en contra de nuestros esfuerzos por eliminar la grasa extra. A medida que empieza a moverse más y más, empieza a perder la grasa acumulada para obtener energía. Si continúa quemando más calorías de las que consume, esto se traducirá con el tiempo en una pérdida de peso. No obstante, el cuerpo no quiere eliminar esta grasa guardada como fuente de energía. En consecuencia, no nos deshacemos de la grasa tan rápido como nos gustaría, pero esto es completamente normal.

La teoría del Punto Fijo

Este fenómeno de la retención de grasa se asocia a veces con la teoría del punto fijo.

Muchos expertos creen que cada persona mantiene un “punto fijo” específico, un peso en el que el cuerpo tiende a mantenerse. Aunque parece que perder 10-20 libras (4-9kg) es relativamente fácil, nuestro cuerpo experimenta cambios biológicos cuando sobrepasamos esa barrera. Al bajar de peso de forma radical, se ralentiza el metabolismo, se incrementa el hambre y algunas personas experimentan cambios emocionales que ralentizan el proceso de pérdida de peso. Esta es la razón por la cual mucha gente llega a punto en el que siente que ya no puede perder más peso. Por suerte, es posible cambiar el punto fijo con tiempo.

Cómo bajar de peso más rápido

Los extremos no son buenos para perder peso.

Cuando consume menos de 1200 calorías al día (o 1500 en el caso de los hombres) pone en riesgo su cuerpo, puede provocar una respuesta negativa por parte del cuerpo como consecuencia de la inanición. Si su cuerpo interpreta que le faltan calorías, redobla los esfuerzos por mantener la grasa acumulada.Y esto es justo lo contrario de lo que quiere cuando está tratando de perder peso. Hacer demasiado ejercicio físico también puede tener el mismo efecto. Por tanto, para asegurarse de que sigue un proceso de pérdida de peso seguro y para maximizar los resultados, evite los extremos mientras toma fentermina.

A no ser que el médico le diga lo contrario, trate de conseguir un déficit calórico de 500-100 calorías para perder 1-2 libras a la semana. En el caso de una mujer moderadamente activa que quema unas 1800 calorías diarias, esto se traduciría en consumir unas 1200-1300 calorías. Puede conseguir este déficit de forma saludable si lleva una dieta y controla las porciones y si realiza ejercicio la mayoría de los días, ¡y ambos son hábitos positivos para conseguir un peso sostenible a largo plazo!

por qué se tarda tanto en perder peso, pesas

2) Disminuyen las necesidades energéticas

Otro factor que afecta a la velocidad a la que pierde peso es el metabolismo. Mover una máquina más grande requiere más energía, por tanto, a medida que reduce su tamaño, también disminuye la energía que necesita.

Tanto el tejido graso como el tejido muscular queman energía, en consecuencia, al perder libras de grasa y músculo, disminuye la energía diaria que necesita. A menudo, describimos este efecto como una ralentización del metabolismo. ¿Por qué esto provoca que se tarde tanto en bajar de peso? Dado que a medida que adelgaza no necesita tanta energía como antes para realizar las tareas diarias, es importante revisar las necesidades energéticas y nutritivas de nuestro cuerpo. Si no ajusta su dieta y sus objetivos a medida que pierde peso, el proceso se ralentizará ya que el déficit de calorías disminuirá con el tiempo. Por fortuna, muchas apps para bajar de peso ajustan automáticamente (y constantemente) las necesidades basándose en su peso y objetivos.

Aunque el objetivo principal es deshacerse de la grasa extra, también perdemos masa muscular en el proceso. Dado que el músculo es metabólicamente hablando más activo que la grasa, perder mucha masa muscular rápidamente afecta directamente a las necesidades energéticas más que la pérdida de grasa. Por desgracia, es imposible conseguir un objetivo de pérdida de peso y perder sólo grasa. No obstante, puede modificar su dieta y rutina de ejercicio para fomentar el desarrollo de la masa muscular.

Cómo bajar de peso más rápido

Con objeto de evitar este estancamiento y seguir perdiendo peso, al mismo tiempo que desarrolla muscular debe:

  • Comer mucha proteína
  • Realizar entrenamientos de resistencia muscular

Entre los alimentos saludables con mucha proteína se incluyen la carne magra (p.ej.: pavo o pechuga de pollo), los huevos, los lácteos bajos en grasa o desnatados, los frutos secos sin sal ni edulcorantes y los productos de soja. Trate de consumir unos 0,8 gramos de proteína por kilo de su cuerpo al día, o incluso más si es una persona muy activa y en un peso prácticamente saludable. Por ejemplo: una persona que pesa 200 lb (91g) debería tratar de consumir algo más de 70 gm de proteínas diarias.

Incorporar entrenamientos de fuerza a la rutina de ejercicios es beneficioso para la pérdida de peso a corto y largo plazo. Dado que la masa muscular quema más calorías en reposo que la grasa, desarrollar masa muscular o tratar de mantenerla durante el periodo de pérdida de peso, contribuye a estimular el metabolismo. Los expertos recomiendas incluir una combinación de ejercicios aeróbicos (cardio), de fuerza y de equilibrio y flexibidad a la rutina deportiva. Entre los ejercicios para trabajar la fuerza muscular se incluyen: las pesas, las rutinas de resistencia, los ejercicios con el peso del propio cuerpo (p.ej.: abdominales y flexiones) y subir las escaleras.

bajar de peso, caprichos

3) Las “trampas” suman en la balanza

¿Ha probado alguna vez los planes dietéticos en los que sigue una dieta durante 5 o 6 días y después se toma un “descanso” de uno o dos días? ¿O toma fentermina sólo los fines de semana?

Estas dietas yoyo son muy populares, pero, en el caso de mucha gente, son demasiado buenas para ser verdad. La lógica de este tipo de régimenes es que consigue un déficit calórico lo suficientemente amplio durante la semana como para poder comer lo que quiera el fin de semana.

Por desgracia, este plan tiene dos problemas:

1) Es demasiado fácil echar a perder sus esfuerzos

Si hace dieta durante toda la semana y quema más energía de la que consume, debería empezar a bajar de peso. Por desgracia, es muy fácil deshacer una semana entera de hábitos saludables en un día de excesos. Si cree en la filosofía de las calorías, la pérdida de peso se puede explicar con matemáticas. Por tanto, aunque sólo sea un día a la semana, esto puede ralentizar su esfuerzo por perder peso.

Dicho esto: por supuesto que hay momentos en los que se pueden permitir un capricho. Los cumpleaños, graduaciones, bodas y vacaciones son el momento perfecto para disfrutar de un “capricho”. Participar en una comida para celebrar un momento especial es una gran parte las festividades, por tanto, ¡hágalo! Sólo debe asegurarse de que estas comidas menos saludables ocurren en ocasiones especiales, no cada día ni cada semana.

2) Estilo de vida saludable > dieta a corto plazo

Más allá de echar a perder el esfuerzo de la semana, la idea de “hacer trampa” de forma regular constituye un problema dado que fomenta la idea de que la dieta se terminará en algún momento.

Los estudios han demostrado una y otra vez que la clave para perder peso a largo plazo es adoptar uno hábitos saludables y sostenibles. En consecuencia, si su dieta incluye la vuelta a los viejos hábitos (y si ve la comida saludable como un deber), esto puede resultar perjudicial para el proceso de pérdida de peso.

Cómo bajar de peso más rápido

Trate de convertir las opciones saludables en la norma y los caprichos en algo de lo que disfruta en ocasiones especiales (¡como su cumpleaños!). Es mejor pensar en las razones por las cuales quiere perder peso y ponerse en forma en lugar de centrarse en el número de la balanza, ya que constituirá una buena motivación para adoptar un nuevo estilo de vida.

Puede que resulte difícil al principio, pero recogerá los frutos de su trabajo a largo plazo. Cuando sienta los antojos trate de centrarse en lo bien que se siente al alimentar su cuerpo con comida saludable y en porciones moderadas.

Además, también le resultará más fácil llevar a cabo este cambio si evita los extremos. Al fin y al cabo, ¡hay una gran diferencia entre eliminar del todo los dulces y decidir limitar su consumo a un par de caprichos por semana!

bajar de peso, feliz

4) Las expectativas superan la realidad

A menudo, al empezar una dieta o una rutina de ejercicios nueva, experimentará una gran pérdida de peso durante las dos primeras semanas. Es estupendo ver la escala moverse tan rápido al inicio, pero mucha gente se desmotiva al comprobar que el ritmo se ralentiza al cabo de poco tiempo. ¡La buena noticia es que esto es completamente normal! Estas son las razones:

La pérdida de peso inicial se debe en gran parte a la pérdida de agua con glicógeno. Cuando empieza a limitar las calorías y/o hacer más ejercicio, la fuente de energía más disponible viene en forma de glicógeno. Al contrario que la grasa acumulada por el cuerpo, resulta mucho más fácil utilizar la energía que proviene del glicógeno, un carbohidrato que se almacena en el hígado y en los músculos.

Dado que el glicógeno contiene agua, libera muchísima agua cuando se quema para obtener energía. En consecuencia, muchas personas pierden mucho peso de agua las dos primeras semanas de la dieta. Al cabo de un tiempo, sin embargo, el cuerpo busca otras fuentes energéticas (p.ej.: la grasa acumulada) y se ralentiza la velocidad a la que pierde peso.

Por tanto, ¿por qué se tarda tanto en bajar de peso? Algunas veces, no lleva realmente tanto tiempo, pero las expectativas demasiado altas hacen que el proceso parezca lento. Si espera que la pérdida sea rápida, debido a su esperanza o a lo que ha leído online, esto no suele ser realista.

Cómo bajar de peso más rápido

No puede pretender quemar glicógeno siempre, ¡y tampoco quiere” Si está esforzándose tanto para bajar de peso, lo que realmente pretende es que su cuerpo queme la grasa acumulada para conseguir energía, y de este modo, deshacerse del peso extra. Durante este proceso, trate de recordar que es normal que se ralentice la velocidad a la que pierde peso, y que se mantenga en el mismo número durante semanas o incluso meses.

Si el proceso se ralentiza o se para, trate de:

  • Limitar las calorías (siempre y cuando consuma más de 1200 al día)
  • Incrementar la actividad física (en el gimnasio o en su vida diaria)
  • Tratar de averiguar si hay algún otro hábito que pueda contribuir a ralentizar la pérdida de peso (p. ej.: falta de sueño o mala planificación alimenticia)

Pero recuerde: ¡es absolutamente normal estancarse en un peso! No deje que unos días, semanas o incluso meses en el mismo peso le desmotiven para seguir con su proceso de pérdida de peso a largo plazo.

 

¿Qué opina? ¿Por qué se tarda tanto en bajar de peso? ¡Comparta su opinión con nosotros en la sección de comentarios inferior!

Temas:

Valora este artículo

[Total:15    Promedio:5/5]

Dejar un Comentario

Su correo electrónico no será publicado.